Fileteadoras de Jamay, la importancia de organizarnos

Fileteadoras de Jamay, la importancia de organizarnos

Por Daniel Valdez

El pasado 10 de octubre del 2019, en representación de Comunidad y Biodiversidad (COBI) asistí a Jamay, comunidad perteneciente al estado de Jalisco, en donde trabajé  con un grupo de mujeres dedicado al procesamiento (fileteado) de la tilapia que es capturada en el lago de Chapala, conocido por ser el lago natural más grande de México.

Durante el encuentro, tuve la oportunidad de conocer y trabajar con este colectivo, integrado por alrededor de 25 personas (entre mujeres y hombres), teniendo como común denominador, las ganas y deseos de organizarse para conformar una cooperativa y desempeñar su trabajo con las herramientas e infraestructura necesaria, que contribuyan a mejorar la calidad de sus productos y que posibiliten la apertura a nuevos mercados.

Estas mujeres están trabajando en la conformación de su cooperativa, la cual estará dirigida a la prestación de servicios de fileteado de productos del lago; al contar con una figura legal, ellas podrán tener la oportunidad de prestar sus servicios con una mayor certeza, y porque no, en algún momento procesar productos y hacer entregas directas a clientes potenciales del mercado.

Fue muy grato ver como este grupo, conformado en su mayoría por mujeres, están buscando sus espacios para poder seguir contribuyendo a la economía de sus hogares; a través de una manera responsable, cumpliendo con todos los requerimientos necesarios para vender productos de calidad, y, sobre todo que les garantice un trabajo en el futuro, aprovechando al máximo los recursos, pudiendo ganar más con menos.

Finalmente, es importante entender que la organización y preparación de las personas es fundamental para que, como las fileteadoras de Jamay, todos puedan desempeñar su trabajo de una manera responsable, que les permita tener más oportunidades en el sector de la pesca o en el que se desempeñen.